GIPUZKOATIK

Don Carlos Santamaría septiembre 25, 2007

Filed under: Iritzia - Opinión — Gipuzkoatik @ 8:57 am

En la nueva y remozada página del GBB Luis Bandrés vuelve a publicar sus artículos tras el paréntesis veraniego.

Hace ya unos días leí un artículo en el que se criticaba duramente la conducta de don Carlos Santamaría, Consejero de Educación de aquél Consejo General Vasco que ejerció entre 1978 y 1980 y sirvió de introducción a lo que luego sería el Gobierno Vasco. No voy a referirme a lo que en dicho artículo se desarrolla ya que se trata de hechos que desconozco, prefiero hablar de aquello que conozco y, lo que de esta persona sé, no lo puedo calificar sino como absolutamente positivo.

Este donostiarra, nacido en 1909 en la calle Easo, hijo de burgalés y de madre euskaldun, oriunda de Arano, tuvo la suerte de desarrollarse en una familia de un nivel cultural superior a lo que era la media en Donostia, llegando a aprender francés en el seno de dicha familia. Desgraciadamente no se le transmitió el euskara en casa. Eran tiempos en los que este idioma era considerado, en el mejor de los casos, como algo simpático, pero no digno de ser tenido verdaderamente en cuenta. Como él mismo cuenta en una entrevista que se le hizo: “(el euskara) se veía como cosa de los baserritarras. Incluso las misas en este idioma eran las más tempranas, a las seis de la mañana, para que asistieran a ellas las chicas de servicio.

Después de cursar el bachillerato en el colegio de los Marianistas estudió en Madrid la carrera de Ciencias Exactas (Matemáticas), con excelentes resultados, de manera que al terminar la misma fue animado por el conocido matemático Rey Pastor para que prosiguiera y obtuviera el doctorado, cosa que hizo. Tras acabar sus estudios regresa a Donostia lugar en el que él quiere aportar lo que fuera ha aprendido. Desgraciadamente, el ambiente cultural donostiarra no era muy alto que se diga, no existiendo ningún centro de estudio de nivel superior, el mayor nivel oficial era el del Instituto de 2ª Enseñanza, centro en el que don Carlos impartirá sus lecciones, así como en su antiguo Colegio e incluso en su casa. Rey Pastor, conociendo la capacidad de su ex-alumno y el pobre ambiente cultural del medio, le anima a dejar San Sebastián: “Es imposible, si no tienen Uds. una biblioteca digna. No es posible hacer nada“. Pero, para Don Carlos esto es un acicate en su deseo de que su pueblo mejore su nivel cultural y así le propone a Rey Pastor le ayude para que la Sociedad de Estudios Vascos (Eusko Ikaskuntza) cree una sección de “Estudios Científicos“, lo cual consigue. Para desarrollar la misma la Diputación cedió unos locales en lo que era el “Palacio del Vino“, alhóndiga de dicho producto que se ubicaba donde hoy está el hotel Orly.

Estamos ya en tiempos de la República. Como hemos dicho la cultura euskaldun no era prácticamente reconocida. En Donostia no existía más centro de esta índole que la Academia de Lengua y Declamación Vasca en el que , además de darse clases de aprendizaje del euskara, se preparaban algunas obras teatrales en dicho idioma. A este centro acude don Carlos a aprender euskara, toma clases de don Toribio de Alzaga y de doña María Dolores Agirre, llegando a dominar el mismo. Esto que hoy puede no extrañar tanto, en aquél tiempo era más que meritorio, más si se tiene en cuenta el efecto que en la sociedad de entonces producía el que una de los pocos donostiarras con estudios superiores se interesase seriamente por el euskara.

Así llegamos a la Guerra Civil. El profesor Santamaría da clases en el Instituto. Son tiempos en que se mira con lupa a todos y cada uno. Se le abre expediente y en el se consigna: “Se le señala como simpatizante del nacionalismo y que cuando se habla del Movimiento Nacional se expresa con bastante tibieza“. Don Carlos es invitado a dejar el Instituto. Él que, por su mala vista, había conseguido librarse del servicio militar ve la amenaza de tener que empuñar las armas. En esta situación como él mismo declara: “vi que se ofertaban plazas para trabajar en el servicio meteorológico y solicité. Como necesitaban meteorólogos me aceptaron y ahí he permanecido trabajando hasta mi jubilación“.

Las inquietudes culturales de don Carlos no cejan. La ausencia de centro de estudios superior alguno (Eusko Ikaskuntza tras la guerra deja de existir) le empuja a, junto con Javier Elosegi, promover la creación de lo que se llamó “Centro de Estudios Superiores (CES)“. Este centro se ubicó en el Círculo San Ignacio de los jesuitas (calle San Marcial). Así, mientras los mencionados se ocupaban de los aspectos científicos, los jesuitas se ocupaban de los morales y religiosos. Estos estudios se encaminaban a preparar para el acceso a la Escuela Superior de Ingenieros Industriales de Bilbao e incluso para algunas asignaturas de los primeros cursos de la misma. Es en esta cooperación con los jesuitas cuando, de la mano del padre Errandonea, ven la posibilidad de poner en marcha lo que luego sería los EUTG (Estudios Universitarios y Técnicos de Gipuzkoa), de los que don Carlos sería durante varios años decano de la Sección de Ciencias.

Otro aspecto importante de las actividades don Carlos fue el de la puesta en marcha, tras la guerra, de las Conversaciones Católicas Internacionales. Era esta una iniciativa comenzada antes de la guerra, pero suspendida aquí tras la misma. El tomar parte en ellas implicaba el tener que salir fuera de las fronteras y estas estaban herméticamente cerradas. Estamos en 1945, los alemanes han perdido la guerra. Al gobierno de Franco le conviene dar cierta sensación de “normalidad“, en este contexto se le solicita al ministro Martín-Artajo el poder llevar adelante esta iniciativa de la diócesis, accediendo el mismo. Ahí le tenemos a don Carlos con su flamante pasaporte pudiendo salir a París, Roma, etc. lugares en los que contacta con diferentes personas, además de las estrictas del movimiento eclesial,: el Lehendakari Agirre, Manuel de Irujo o José Mª Lasarte, por citar algunos. Dentro de este contexto hay que situar la iniciativa pacifista de la Iglesia Pax Christi de la que, mientras el presidente era el arzobispo de París, don Carlos era secretario general. Vemos, pues, a don Carlos como embajador al más alto nivel.

Nos situamos en la década de los 60. El euskara se encuentra cada vez con más dificultades, la enseñanza primaria ya generalizada se desarrolla en castellano exclusivamente. No existen profesores preparados para impartirla en euskara. Don Carlos Santamaría, Jacinto Setien y Joxemiel Zumalabe ponen en marcha, contra viento y marea, una residencia para andereños. El primer curso no serán sino ocho las apuntadas, pero inmediatamente el número creció. Se impartían clases de euskara, geografía, historia y pedagogía, mientras cursaban magisterio en la Escuela Normal. Aquí podemos ver el inicio de lo que luego ha sido el movimiento de las Ikastolas y en él a don Carlos como iniciador e impulsor.

Comenzada la vida de las ikastolas los alumnos, tras realizar los estudios primarios, tenían que integrarse en centros de docencia en castellano para poder realizar los secundarios. Ante esta situación otra vez tenemos a don Carlos y Zumalabe, ahora junto a Koldo Mitxelena, poniendo en marcha el primer centro de secundaria en euskara, el Liceo Santo Tomas de Donosita, centro piloto de otros que posteriormente le seguirían.

Y ¿que decir de sus trabajos para lograr que tuviésemos una universidad o de sus artículos en Zeruko Argia o de matemática en euskara en Elhuyar o de los de pensamiento filosófico, etc.? Cada uno de estos apartados merecería más de un simple artículo. En resumen, don Carlos ha sido una de nuestras personas más relevantes, impulsoras y activas en el ámbito cultural, en general y en el del euskara, en particular y esto en todo tiempo, fuera este difícil o no.

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s