GIPUZKOATIK

Astetik Astera octubre 1, 2007

Filed under: Berriak - Noticias — Gipuzkoatik @ 7:52 am

Tenemos nueva sección en la web del GBB.

La crónica política y periodística de la semana ha girado en torno al posible contenido del discurso del Lehendakari en el Pleno de Política General. Fuera de esta cuestión, no ha habido temas políticos que hayan ocupado las páginas de los periódicos o las tertulias radiofónicas.

Sobre el planteamiento que el Lehendakari haría en el Parlamento Vasco durante el Pleno de Política General, se ha hablado mucho en lo últimos meses. Más, si cabe, desde que el pasado 31 de agosto, tras el primer Gobierno después de las vacaciones de verano, anunciara que tenía intención de “cumplir -más que nunca- la palabra dada“, en referencia su compromiso de dar la palabra a la sociedad vasca. En esa ocasión, también señalaba que “la normalización política ha de hacerse y la sociedad ha de decidir al margen de que exista o no ETA“. Y aseguraba que el futuro de los vascos “no se va a decidir en Madrid”. “No sé cuándo será, pero se decidirá en Euskadi“, concluía.

Las teorías han sido diversas; y, en la mayoría de las ocasiones, se han confundido deseos con realidades. En general, los medios de comunicación pretendían transmitir la imagen de que el Lehendakari apelaría a la consulta sin concretar nada y que, en ningún caso, fijaría fechas.

Hoy la sorpresa ha sido mayúscula. El Lehendakari ha concretado más de lo que muchos hubieran deseado. Tal y como ha señalado el portavoz del PNV Joseba Egibar, “el Lehendakari ha hablado claro“. Ibarretxe ha ofrecido un Pacto Político al presidente del Gobierno español y ha puesto fecha: junio de 2008. Entonces se celebrará un Pleno extraordinario del Parlamento Vasco para refrendar el pacto político alcanzado con el Estado y autorizar una consulta jurídicamente vinculante para su ratificación; o bien para autorizar la celebración de una consulta habilitadora que abra un proceso de solución. El Lehendakari se ha comprometido a respetar la voluntad de la Cámara vasca; por eso, si se negara la autorización para la convocatoria de la consulta aceptaría la decisión del Parlamento y convocaría elecciones. Si el Legislativo vasco da el visto bueno, el 25 de octubre del año que viene se celebrará la consulta de ratificación, en el caso de que se alcance un pacto con el Estado, o habilitadora, en caso contrario. Esta última incluiría un doble mandato: que el Gobierno español y ETA inicien un proceso de diálogo con el objeto de lograr el fin de la violencia y que todas las fuerzas políticas vascas, sin exclusiones, inicien un proceso de negociación para alcanzar un acuerdo de normalización. Inmediatamente después de la celebración de la consulta -con independencia del resultado- el Lehendakari convocará elecciones. Después de los comicios -y si el resultado de la consulta es favorable- se iniciará un proceso de negociación y, en el segundo semestre de 2010 se celebrará un referéndum resolutivo.

Las reacciones al planteamiento del Lehendakari han sido las previstas. El PP y el PSOE -y sus medios afines- pretenden presentarle como un “iluminado”. La izquierda abertzale vuelve a hablar del “marco particionista“. Y el tripartito, con el PNV a la cabeza, ha mostrado su satisfacción y su compromiso.

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s