GIPUZKOATIK

ETA asesina a un militar en Santoña y hiere a otras ocho personas en el tercer atentado con coche bomba en 24 horas septiembre 22, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,ETA — Gipuzkoatik @ 8:34 am

Un militar ha fallecido y seis personas se encuentran heridas, una de ellas grave, a consecuencia de la explosión de un coche bomba esta madrugada frente al Patronato Militar Virgen del Puerto de Santoña, de cuya colocación se dio aviso a la DYA de San Sebastián en nombre de ETA.

El fallecido es Luis Conde de la Cruz, brigada en esta academia militar, mientras que el herido, también militar y ATS del Patronato Militar de Santoña, será intervenido quirúrgicamente en el Hospital de Laredo por heridas en la cadera y en una pierna, según han informado a los periodistas el delegado del Gobierno en Cantabria, Agustín Ibáñez.

El resto de heridos, cinco personas, eran viandantes que paseaban por la zona cuando el coche bomba explotó, sobre la 1.00 horas de esta madrugada, frente al edificio de la academia militar. Estas personas sólo presentan rasguños y ataques de ansiedad y han sido atendidas por los servicios de emergencias en el lugar del suceso.

Este atentado de ETA con coche bomba es el tercero que se produce en poco más de 24 horas, después de los registrados ayer en Ondarroa (Vizcaya) y Vitoria y el segundo que ha provocado un fallecido tras las últimas elecciones generales.

Una llamada a la Asociación de Ayuda en Carretera (DYA), de San Sebastián, alertó en nombre de ETA a las 00.24 horas de la colocación de un coche bomba en esta academia militar de Santoña, en la que se forman al año decenas de miembros del Ejército español.

Sobre la 1.00 horas de la madrugada y después de que los Cuerpos de Seguridad del Estado y la Policía Local comenzaran acordonar la zona, explotó el coche bomba, que estaba aparcado frente al Patronato Militar Virgen del Puerto de Santoña, ubicado en la calle Almirante Carrero Blanco, donde se podía ver gran cantidad de impactos de metralla tras la explosión.

Hasta el lugar se han desplazado Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, Bomberos, la Policía Local de Santoña y varias dotaciones de emergencias, que han atendido a los heridos en el lugar del suceso.

El otro militar que se encuentra grave ha sido trasladado al Hospital de Laredo, debido a que presentaba varias heridas en su cuerpo a causa de la explosión, aunque su vida “no corre peligro“.

La explosión ha provocado un “gran socavón” en la zona donde se encontraba aparcado el coche bomba, mientras que el edificio de la academia militar de Santoña, que se encuentra junto al Paseo Marítimo de la localidad, ha resultado afectado en su fachada y aunque la verja de entrada presenta daños importantes, según ha explicado el delegado del Gobierno.

La explosión de este coche bomba eleva a 33 el número de atentados cometidos por ETA en Cantabria y se produce dos meses después de los últimos atentado ocurridos en Cantabria, cuando explotaron cuatro artefactos en Laredo y Noja.

Desde que en 1969 la banda terrorista atentara en Liébana, donde varios de sus miembros protagonizaron un tiroteo con agentes de la Guardia Civil, ETA ha cometido 32 atentados, el más grave y hasta hoy el único con muertos, el 19 de febrero de 1992, cuando la explosión de un coche bomba en el barrio La Albericia de Santander mató a tres personas e hirió a 21.

Santoña ya fue objeto de otro atentado el 8 marzo de 2006, cuando explotó un artefacto compuesto por cinco kilos de amonal en la sede de Falange, en esta localidad. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, está en contacto continuo durante la madrugada con el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, para conocer detalles del atentado de Santoña en el que ha sido asesinado un militar.

Tanto Rubalcaba como la ministra de Defensa, Carme Chacón, viajarán a primera hora de esta mañana a Cantabria.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla; la vicepresidenta regional, Lola Gorostiaga; y la alcaldesa de Santoña, Puerto Gallego, se han desplazado al lugar del suceso momentos después de la explosión.

Santoña es una villa marinera, ubicada en la zona oriental de Cantabria, en la que se encuentra el centro penitenciario de El Dueso

 

ETA atenta con 100 kilos de explosivo contra la comisaría de la Ertzaintza en Ondarroa septiembre 21, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,ETA — Gipuzkoatik @ 8:07 pm

La banda terrorista ETA ha vuelto a reaparecer esta madrugada por partida doble. Lo ha hecho con sendos coches bombas en las localidades de Vitoria y de Ondarroa. Mientras que en la capital alavesa no hay que lamentar víctimas, la explosión en la localidad vizcaína ha dejado once heridos, aunque ninguno de gravedad. “ETA buscaba provocar una masacre“, ha asegurado el consejero vasco de Interior, Javier Balza, quien, durante su visita al lugar del atentado, ha dado a conocer que el vehículo contenía unos 100 kilos de explosivo.

Según ha explicado el responsable político, hacia las 4.30 horas de la madrugada y sin previo aviso, explosionaba el coche bomba junto a la comisaría de la Ertzaintza en Ondarroa. Los terroristas habían dejado el vehículo en la carretera con las puertas delanteras abiertas y la parte trasera apuntando a la comisaría, método que ETA ya usó en mayo, en el atentado contra el cuartel de la Guardia Civil de Legutiano (Álava). Aunque esta vez, antes de huir, los terroristas han arrojado dos cócteles molotov contra la comisaría a modo de ‘cebo‘, con la intención de hacer salir a los ertzainas y que la explosión les alcanzara de lleno.

Pero, afortunadamente, las medidas de autoprotección puestas en marcha en los últimos tiempos, así como “el buen hacer” de los agentes, que no abandonaron la entrada de forma directa sino por la parte trasera, ha evitado que ETA consiguiera su “propósito criminal“.

Los once heridos, de los cuales seis son ertzainas y los demás particulares, han sido trasladados a varios hospitales cercanos aunque sólo dos permanecen ingresados, entre ellos una chica de quince años, que ha necesitado ser operada en el vizcaíno hospital de Cruces de la fractura de huesos del cráneo que presentaba y cuyo pronóstico es “menos grave“.

También un ertzaina que ha sufrido lesiones de pronóstico “reservado” continúa en el hospital de Galdakao, donde ha sido atendido de una fractura en la mano derecha, rotura de tímpano y contusiones por metralla, si bien en principio no va a ser operado.

Se da la circunstancia, que detrás del vehículo utilizado por los terroristas viajaban cuatro jóvenes que, al observar el comportamiento “sospechoso” del coche, intentaron dar marcha atrás, lo que ha evitado daños mayores.

Uno de los jóvenes, ha explicado a los agentes que llevan a cabo la investigación que los terroristas huyeron a pie tras dejar su vehículo en medio del asfalto. El consejero vasco de Interior ha confirmado que ya se están analizando las cámaras de seguridad para conocer cuántos terroristas habrían participado en el atentado y sus identidades.

El coche, que según varios testimonios era un Peugeot 307 SW familiar, ha quedado desperdigado por la zona, cayendo una parte al próximo río Artibai, por lo que ha sido necesaria la intervención de la unidad de buzos de la Policía Autónoma Vasca para recuperarlo.

La fuerte explosión ha causado importantes daños materiales en la zona y, en concreto, en la comisaría en cuya fachada se pueden apreciar tres grandes boquetes. La onda expansiva ha afectado a los comercios, viviendas y vehículos aparcados en las inmediaciones de la explosión que ha tenido lugar en esta localidad costera vizcaína. También han resultado dañados los colegios y guarderías ubicados en las inmediaciones, lo que podría provocar que unos 120 niños se queden mañana sin clase.

La ‘ertzain-etxea’ (comisaría) de Ondarroa, ubicada en la calle Zaldubide, está situada en la entrada de la localidad y en la ladera de un monte, por lo que toda la onda expansiva ha salido hacia el frente, ha atravesado el río Artibai y ha llegado al caso urbano en la otra ribera.

Junto a Balza, el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, ha visitado el lugar del atentado para conocer de primera mano los hechos e interesarse por el estado de los heridos. Además, numerosos representantes institucionales y grupos políticos, ya han mostrado su condena y solidaridad con los afectados.