GIPUZKOATIK

Hoy se cierra el vertedero de San Marcos octubre 13, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Incineradora — Gipuzkoatik @ 7:59 pm

En los últimos 40 años, un foso de 40 metros de profundidad en un terreno de 25 hectáreas ha ido escondiendo la basura y las vergüenzas de los 400.000 guipuzcoanos que habitan en Donostialdea. El olor de las 400 toneladas diarias de porquería doméstica que se han ido vertiendo en San Marcos, sin embargo, no ha podido ocultarse, como tampoco se han podido silenciar las críticas de los vecinos que han sufrido durante décadas las consecuencias de vivir a escasos metros de una montaña de residuos.

Han sido años de denuncias, promesas de cierre incumplidas y acusaciones cruzadas entre políticos que han querido lavarse las manos en la gestión de esta incómoda infraestructura. Pero hoy, todo quedará atrás y el 13 de octubre de 2008 se inscribirá en los anales de San Marcos como una fecha histórica: el día del cierre definitivo del mayor vertedero de Gipuzkoa.

Las crónicas contarán también con una fotografía para ilustrar esta página de la biografía del basurero porque, dejando atrás disputas y polémicas, distintas autoridades del territorio e, incluso, representantes de las plataformas vecinales que han luchado por la clausura del depósito visitarán hoy San Marcos para echar el cerrojo. Allí se darán cita el diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano; el presidente de la Mancomunidad de San Marcos, Ricardo Ortega, y los alcaldes de los cuatro municipios que comparten el espacio físico del vertedero -Errenteria (Juan Carlos Merino); Donostia (Odón Elorza); Pasaia (Maider Ziganda) y Astigarraga (Bixente Arrizabalaga)- así como la presidenta del colectivo por el cierre del vertedero, Ana Mari Ortega.

De este modo, y tras una exitosa fase de pruebas a lo largo de la pasada semana, se certifica que ninguna tonelada más entrará en el foso de San Marcos, con lo que se alcanzará la meta del vertido cero . Sin embargo, esta infraestructura seguirá recibiendo decenas de camiones al día que trasladarán los residuos hasta una planta de transferencia. En esta instalación, serán compactados y cargados en contenedores que se transportarán hasta los vertederos de Azpeitia, Beasain y Zarautz, que asumirán de ahora en adelante la gestión de los desechos de la capital y una decena de localidades vecinas. La contrapartida llegará en el año 2012, cuando todas las comarcas del territorio cerrarán sus vertederos y usarán la incineradora que se construirá en Donostia para deshacerse de sus desperdicios.

Mientras tanto, San Marcos emprenderá un proceso que pondrá fin a la pesadilla de los últimos años: la fase de recuperación de los terrenos. Los planes de futuro pasan por convertir este depósito en una zona verde integrada en el parque de Lau Haizeta, aunque, para ver cumplido este sueño, habrá que atravesar primero una compleja fase de descontaminación y sellado de las tierras, así como proceder al desmontaje de las instalaciones, especialmente de las chimeneas de extracción de los gases que genera la basura en putrefacción. La recuperación ambiental de este espacio requerirá, además, una impermeabilización de la zona de vertidos, para lo cual se colocarán cinco estratos de materiales sobre los residuos.

Todo este proceso, que se desarrollará por fases, ha comenzado a preparase ya en la Mancomunidad de San Marcos, donde se están elaborando los pliegos de condiciones que regirán el proyecto de sellado del basurero. El final del trayecto, no obstante, queda aún muy lejos, y aunque nadie se atreve a asegurar cuánto durará el proceso de recuperación ambiental de la zona, todas las partes coinciden en que transcurrirán años hasta que el vertedero de San Marcos pueda pasar a denominarse jardín.

 

Respuesta a la Plataforma San Marcos agosto 6, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Incineradora — Gipuzkoatik @ 7:07 pm

Son muchas las cuestiones que tratan en su nota (Cartas al Director-NOTICIAS DE GIPUZKOA, lunes 4 de agosto de 2008) y me gustaría realizar unas precisiones debido a que existen en la misma una serie de cuestiones que no se ajustan a la realidad.

Efectivamente, el próximo septiembre se cumplirá un año del cambio en la dirección de la Mancomunidad de San Marcos (MSM). En este plazo de tiempo no hemos estado precisamente de brazos cruzados. En relación al tema que les preocupa, esta Presidencia impulsó la adopción, por parte de la nueva Junta, del acuerdo de ratificación del compromiso de aportación económica al Consorcio de Residuos de Gipuzkoa. La misma se nos planteó como condición sine qua non para poder retomar el calendario de derivación progresiva de residuos al resto de vertederos de Gipuzkoa, que había sido congelado. Para ello, y con mucho esfuerzo y dificultades, conseguimos modificar el texto del convenio tipo aprobado por el Consorcio, a fin de salvaguardar nuestra postura crítica para con el PIGRUG, el Convenio para la definición del futuro de la gestión de los residuos en Gipuzkoa o el propio proceso seguido para la constitución del Consorcio de Residuos de Gipuzkoa.

En este sentido, quiero recordar, tal y como apuntan en su carta, que si el Presidente de la MSM ha participado en alguna de sus movilizaciones a favor del cierre del vertedero ha sido precisamente porque, aun no estando en nuestra mano todas las decisiones precisas para ello, dicho cierre constituye, sin lugar a dudas, uno de nuestros compromisos y objetivos prioritarios. No es correcto ligar nuestra apuesta por el compostaje (o por el reciclaje en general, mediante la potenciación de la recogida selectiva) con que aún se tenga que mantener abierto el vertedero. Eso es una manipulación interesada que, en absoluto se ajusta a la realidad.

En contra de lo que afirman, en todo momento hemos derivado las cantidades máximas admitidas por los vertederos receptores y hemos tratado de mejorar las condiciones de recepción establecidas por el Consorcio en cuanto a calendario y horarios, persiguiendo la derivación del 100% de la basura a la mayor brevedad.

Respecto de la afirmación de que los partidos que gobiernan la MSM tratamos de impedir el acuerdo con la Diputación Foral de Bizkaia para desviar basura a Igorre, en lo que a mi partido respecta, Ezker Batua Berdeak, he de informarles de que votamos a favor de dicho acuerdo en la Asamblea del Consorcio.

Nunca y, repito nunca, he criticado las medidas tendentes al cierre del vertedero, sino el modelo de gestión que se quiere imponer (recogida en masa, incineración), frente a las alternativas que creemos que hay que impulsar como más sostenibles y saludables, cuestión ésta de la que se desvinculan como si no fuera con Uds.

Pese a que Uds. afirmen lo contrario, nunca hemos apostado por mantener abierto el vertedero, sino, todo lo contrario, no hemos dejado de trabajar por el cierre de San Marcos y en ello estamos. Nunca he sido partidario de dar fechas a este respecto, como hicieron e incumplieron de forma reiterada los anteriores responsables, con el único efecto práctico de provocar frustración e incredulidad. Prefiero decir en su momento “hemos hecho” que prometer “vamos a hacer”. Nunca yo, el presidente de la Mancomunidad de San Marcos, les he mentido, ni les he tratado de utilizar para ningún objetivo político, ni he pretendido reírme de Uds., ni manipularles, ni engañarles. Como no quiero creer en mala fe por su parte, a pesar de que Uds. dudan de mi catadura moral, diríase que han sido Uds. objeto de manipulación y engaño por parte de alguien, para poder llegar a afirmar lo que afirman.

Por último, sobre lo de ponerme medallas, he de decirles que no recuerdo haberme puesto ninguna ni con motivo del Convenio entre las diputaciones de Bizkaia y Gipuzkoa, ni con ninguna otra cuestión. Ni tampoco espero ponerme ninguna el día que podamos decir que se cierra San Marcos. Únicamente creo y espero que el tiempo pondrá a cada uno en su sitio.

Ricardo Ortega. Presidente de la Mancomunidad de San Marcos

 

Nota sobre la Mancomunidad de San Marcos agosto 4, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Gipuzkoa,Incineradora — Gipuzkoatik @ 9:15 am

Lamentablemente, si la Plataforma San Marcos se ha visto en la obligación de volver a salir públicamente, es porque el vertedero de San Marcos sigue abierto. Desde la Plataforma San Marcos queremos recordar que hace casi dos años que debería estar cerrado, según decían algunos responsables políticos que ahora reconocen que no cerraron el vertedero el 1 de enero de 2007.

Aclarado este punto, no nos olvidamos de que pronto se va a cumplir un año desde que la Mancomunidad de San Marcos cambió de dirección. Durante todo este tiempo hemos dado un período más que razonable de tiempo para que la nueva presidencia se hiciera cargo y tomara las decisiones pertinentes para la clausura definitiva del vertedero. En todo este tiempo, nos hemos reunido varias veces con ellos, y hasta el Presidente de la Mancomunidad se sumó a alguna de nuestras movilizaciones. Nos pidieron tiempo y comprensión, y nosotras se lo dimos, porque lo que otros que nos mintieron antes, no habían podido hacer en varios años, no podíamos esperarlo de quienes acababan de acceder a la Mancomunidad. Sin embargo, las bonitas palabras han quedado en papel mojado y hemos podido ver que bajo la excusa de problemas técnicos y presupuestarios, la Mancomunidad de San Marcos ha querido ocultar a los ciudadanos de Errenteria su apuesta política por mantener abierto el vertedero.

Sí, queremos que la ciudadanía sepa que la actual dirección de la Mancomunidad de San Marcos apuesta por el compostaje, lo que conlleva que el vertedero de San Marcos siga abierto. Además, no ha apoyado la transferencia de basuras a otros vertederos. Los partidos que gobiernan la Mancomunidad, trataron de impedir el acuerdo entre las Diputaciones de Gipuzkoa y Bizkaia para desviar la basura a Igorre. No sólo eso, sino que el Presidente de la Mancomunidad, señor Ortega, se permitió criticar que con el desvío de basuras de San Marcos a otros vertederos de Gipuzkoa se prolongaba la vida de éstos. Él, que debería trabajar para que se cierre San Marcos, un vertedero inmundo que durante décadas ha recibido la basura de la mitad de Gipuzkoa, se permite el lujo de criticar todas aquellas medidas que estamos convencidas van a permitir cerrar el vertedero de San Marcos. No tenemos la menor duda de que el señor Ortega, al igual que se puso recientemente la medalla del acuerdo firmado por las Diputaciones de Bizkaia y Gipuzkoa, cuando todos sabemos que su partido fue el único que votó en contra en las Juntas Generales de Bizkaia, también se pondrá la medalla el día en que el 100% de los residuos dejen de verterse en San Marcos. Desde la Plataforma San Marcos queremos denunciar la catadura moral de quien no dudó en pedirnos comprensión, para seguidamente poner todos los impedimentos a su alcance para que se complete el cierre real y definitivo del vertedero.

Nosotras, desde el principio nos hemos querido desvincular de la cuestión de si la alternativa es o no la incineradora u otra clase de gestión para los residuos. Compete a los responsables políticos e institucionales decidirlo, para eso les votamos los ciudadanos. Pero lo que no vamos a permitir es que el señor Ortega y sus acólitos nos mientan y utilicen para sus objetivos políticos, generando un sufrimiento gratuito a todos los miles de personas que vivimos en las cercanías del vertedero de San Marcos.

No sabemos si el compostaje es la alternativa ideal o no, pero parece ser que el señor Ortega es el único que no se ha enterado de que en San Marcos hay un vertedero que él se comprometió a cerrar. Nos llamó y nos reunimos con él, se sumó a nuestras movilizaciones y no le rechazamos, nos pidió tiempo y se lo dimos. Pero lo que no vamos a permitir es que se ría de nosotras y de los miles de vecinos que sufrimos el vertedero. No vamos a permitir que la Mancomunidad de San Marcos intente manipularnos y engañarnos, por eso, queremos decirle al señor Ortega que creemos que quien no cumple lo prometido, lo que tiene que hacer es irse a casa y dar paso a otros.

 

El Consorcio ofrece a San Marcos los medios para cerrar el vertedero en octubre julio 30, 2008

Filed under: Gipuzkoa,Incineradora — Gipuzkoatik @ 4:59 pm

El Consorcio de Residuos quiere acabar de una vez con el culebrón del vertedero de San Marcos. La entidad ha lanzado una propuesta a la Mancomunidad para que en octubre se deje de depositar basura. Si la entidad comarcal no dispone de los medios para trasladar los residuos a los vertederos acordados, el Consorcio se ofrece a ponerlos. La Mancomunidad, entidad competente en el vertedero, debe dar el visto bueno a la oferta.

La solución definitiva a la basura de Donostialdea parecía algo ya consolidado. Los acuerdos alcanzados con los demás vertederos guipuzcoanos y con la Diputación de Vizcaya permitían dejar de depositar basura en San Marcos. Ahora bien, la Mancomunidad debía aportar los medios técnicos, básicamente camiones, para proceder al trasladado de los residuos al resto de basureros.

La Mancomunidad no dispone de los vehículos suficientes para hacer frente a esta labor y tampoco los ha adquirido. Por tanto, parte de la basura se sigue arrojando en San Marcos. De ahí que el Consorcio de Residuos se haya ofrecido a comprar los camiones necesarios. El coste posteriormente se repercutiría en la Mancomunidad.
La propuesta del Consorcio fue entregada por escrito en la Mancomunidad el pasado lunes. Lleva la firma del presidente de la entidad, Carlos Ormazabal, también diputado foral de Desarrollo Sostenible, y va dirigida a Ricardo Ortega, presidente de la Mancomunidad. La presidencia la ostenta EB y la vicepresidencia, ANV.
Ormazabal señala en la carta que la clausura del vertedero es un «objetivo prioritario» del Consorcio y una exigencia de la sociedad. El presidente indica que «si existen cuestiones menores que están dificultado el cierre las deberíamos de abordar a la menor brevedad posible».

Ormazabal explica a Ortega que el Consorcio se ha puesto en contacto con Fomento de Construcciones y Contratas, empresa adjudicataria de la recogida de basuras, «requiriéndole que defina cuáles son los medios imprescindibles para que el transporte de los residuos que aún no se derivan a los vertederos sea viable. Caso de solicitar dichos medios de forma inmediata, FCC se compromete a derivar el 100% de los residuos para el 1 de octubre».

FCC, en respuesta al Consorcio, indica que precisaría dos semirremolques, ocho cajas para transportar los residuos y otro tipo de equipos, con un coste de 419.292,55 euros. Además, necesitaría de una explanada de 400 metros cuadrados para el almacenamiento de los contenedores, cuya ejecución material requeriría una inversión superior a los 368.000 euros.

Ormazabal señala en la misiva que el Consorcio «está dispuesto a realizar las inversiones necesarios para complementar la insuficiencia» de las infraestructuras de transporte de San Marcos».

Ormazabal propone a Ortega que en un «plazo acordado el Consorcio proceda a la adquisición de los medios necesarios para abordar el cierre y que posteriormente los costes puedan repercutir en la Mancomunidad».

La propuesta del presidente del Consorcio pretende cerrar un problema cuyas aristas más difíciles ya se han limado. El año pasado, los vertederos de Lapatx (Azpeitia), Urteta (Zarautz) y Sasieta (Beasain) aceptaron recibir la basura de Donostialdea, excepto 25.000 toneladas anuales. En mayo, las diputaciones de Gipuzkoa y Vizcaya llegaron a un acuerdo para que esas 25.000 toneladas se trasladaran a vertederos del territorio vecino. Ahora bien, para materializar estos acuerdos es preciso que San Marcos disponga de camiones suficientes, algo que de momento no ocurre.

 

Gipuzkoa llevará la basura a Vizcaya con un sobrecoste del 10% y durante cuatro años mayo 28, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Gipuzkoa,Incineradora — Gipuzkoatik @ 7:33 am

Vizcaya ha echado un capote a Gipuzkoa y contribuirá a resolver el desaguisado montado por las instituciones guipuzcoanas sobre las basuras. Eso sí, la broma no nos saldrá gratis.

El Consejo de Diputados de Vizcaya aprobó ayer el convenio de colaboración con el Consorcio de Residuos de Gipuzkoa para el tratamiento de las 25.000 toneladas anuales que no pueden ser absorbidas por los vertederos de nuestro territorio.

El convenio deberá ser ratificado por las Juntas Generales vizcaínas, donde la mayoría a favor está asegurada. A su vez, el Consorcio de Residuos de Gipuzkoa tendrá que darle el visto bueno.

Este organismo, en el que están representadas la Diputación, las Mancomunidades y el Ayuntamiento de San Sebastián, ratificará el convenio, pese a que ha sufrido un cambio significativo respecto a la redacción inicial.

El acuerdo del Consejo de Diputados de Vizcaya recarga un 10% el precio por tratar la basura que llegue de Gipuzkoa, respecto del precio aplicado en Vizcaya (65 euros por tonelada). En un principio, este sobrecoste no estaba contemplado. Por tanto, Gipuzkoa abonará a Vizcaya 1.760.000 euros anuales por recibir 25.000 toneladas de residuos, 160.000 euros más que el precio estimado inicialmente.

Este sobrecoste será abonado por las mancomunidades guipuzcoanas que no disponen de vertedero, ya que se entiende que las que sí tienen esta infraestructura hacen frente a unos gastos de los que carecen las otras. Por tanto, serán San Marcos, Txingudi, Tolosaldea, Alto Deba y Bajo Deba las que aportarán los 160.000 euros citados.

La competencia para fijar el coste de la tasa de la basura que pagan los ciudadanos reside en las mancomunidades. A día de hoy, por tanto, no es posible saber si el traslado de la basura a Vizcaya repercutirá directamente en el bolsillo de los guipuzcoanos que residen en las mancomunidades citadas. Cada una de ellas y, en su caso, cada ayuntamiento, es libre de trasladar el sobrecoste a los contribuyentes o de absorber el mismo en los presupuestos de la institución.

Este sobreprecio no será un obstáculo para que el Consorcio de Residuos dé el visto bueno al acuerdo. La solución dada por el territorio vecino permitirá cerrar el complejo puzzle que ha impedido hasta ahora cerrar el vertedero de San Marcos.
25.000 toneladas

El acuerdo firmado entre la Diputación, las mancomunidades y el Ayuntamiento de San Sebastián preveía desviar 130.000 toneladas de basura anuales desde el vertedero de San Marcos a los de Lapatx (Azpeitia), Sasieta (Beasain) y Urteta (Zarautz). En el convenio no se fijaba el destino de otras 25.000 toneladas, cantidad que los tres vertederos citados se declararon incapaces de absorber.

Tras estudiar el transporte de estos residuos a Francia, el levante español, Álava y Vizcaya, finalmente la derivación a este último territorio se demostró como la opción más factible. En esta decisión tuvo un peso esencial el hecho de que los municipios vizcaínos de Mallabia y Ermua vierten desde 1996 cerca de 6.000 toneladas anuales en Lapatx.

El convenio aprobado por Vizcaya incluye otra modificación. El texto remitido por el Consorcio de Gipuzkoa proponía que el territorio vecino acoja los residuos durante cuatro años, más otros dos de prórroga. El texto aprobado mantiene los cuatro años, pero con la posibilidad de otros tres de prórroga, eso sí, cada uno de ellos debe negociarse año a año.

Estas prórrogas resultan esenciales para Gipuzkoa. La incineradora de residuos de Zubieta, en el mejor de los casos, estará terminada en 2012. Sin embargo, la complejidad técnica del proyecto podría retrasar su puesta en marcha. Además, existen iniciativas judiciales impulsadas por instituciones y grupos opuestos a la planta que podrían dilatar el proceso.

Carlos Ormazabal, diputado de Desarrollo Sostenible de la Diputación de Gipuzkoa, compareció ayer en las Juntas Generales a petición del PP y de Aralar para explicar el contenido del convenio con Vizcaya.

Ormazabal no quiso concretar la fecha en la que se iniciará la derivación de los residuos a Vizcaya. Indicó que «lo antes posible», pero no ocultó que existen dificultares técnicas que se deben resolver. En este sentido, explicó que lo más probable es que se decida que las basuras del Bajo Deba se lleven a Vizcaya, dada la cercanía con el territorio vecino. Este paso conlleva la reorganización del actual sistema de reparto de los residuos entre los vertederos guipuzcoanos.

El diputado de Medio Ambiente de Vizcaya anunció, tras el Consejo de Diputados, que lo más probable es que la basura que llegue desde Gipuzkoa sea vertida en Igorre.
Por lo que se refiere al sobrecoste que se cobrará a Gipuzkoa, indicó que el dinero que se recaude servirá para evitar que las inversiones derivadas del agotamiento de la vida útil de los vertederos, al acoger residuos de Gipuzkoa, tengan que ser asumidas por Vizcaya.

Durante la comparencia de Ormazabal en las Juntas, los portavoces del PSE, PP y Aralar mostraron su satisfacción por el acuerdo. Los tres grupos resaltaron que ahora ya no existe ninguna excusa para que el vertedero de San Marcos deje de recibir basura.

 

El TSJPV considera derogada la prohibición de construir la incineradora a menos de 2.000 metros de núcleos de población mayo 14, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Gipuzkoa,Incineradora — Gipuzkoatik @ 4:55 am

En un comunicado la institución foral, aclara que el TSJPV ha estimado tan sólo el punto “referido a la necesidad de evaluación previa de impacto ambiental del Plan Especial de Ordenación Urbana, por considerar que tiene naturaleza de proyecto“, y por ello ha declarado su nulidad.

Por el contrario, la sentencia desestima, entre otros argumentos, la exigencia “de la distancia de los 2.000 metros prevista en el Reglamento de Actividades Molestas de 1961, la ausencia de alternativas de emplazamiento y la imposibilidad de implantar una incineradora en suelo no urbanizable“.

La Diputación de Gipuzkoa y la Mancomunidad de Txingudi consideran “muy positiva” esta resolución porque, en su opinión, “resuelve favorablemente las cuestiones jurídicas que continúan siendo debatidas en la actualidad” para “la instalación del Centro de Gestión de Residuos en Zubieta“.

Así, declara derogado desde 1998 el Reglamento de Actividades Molestas, sin que sea de aplicación el criterio de la distancia de los 2.000 metros respecto a cualquier núcleo de población“, concluye el escrito de la institución foral.

 

Las JJ GG proponen que el vertedero de San Marcos se transforme en zona verde abril 10, 2008

Filed under: Berriak - Noticias,Gipuzkoa,Incineradora — Gipuzkoatik @ 7:30 am

Todos los grupos representados en las Juntas Generales mostraron ayer su deseo de que el vertedero de San Marcos se convierta en zona verde. Los portavoces coincidieron en que esta sería la mejor forma de resarcir a los vecinos de Errenteria y del barrio donostiarra de Altza de las molestias que han padecido por la actividad del basurero.

En realidad, la postura de la Cámara es una obviedad. La norma de la UE que se aplica al cierre de los vertederos obliga a que en la superficie clausurada se plante hierba. El posicionamiento de las Juntas tiene un valor político, pero no añade nada a la legislación.

La iniciativa partió de Aralar. Este grupo presentó una propuesta de resolución en la que proponía un plan de cierre del vertedero y su conversión en zona verde. La propuesta no se votó, ya que Aralar, PNV, EA y EB pactaron una enmienda común, a la que posteriormente se sumó el PSE.

En el texto aprobado, las Juntas instan a la Diputación a que colabore con la Mancomunidad de San Marcos para que el vertedero se transforme en un “espacio verde para su uso por parte de los vecinos que durante años se han visto perjudicados“.

Mikel Izagirre, portavoz de EB, partido que ostenta la presidencia de la Mancomunidad, relativizó la iniciativa de Aralar. Izagirre indicó que el vertedero se convertirá en zona verde “en cualquier caso, ya que así lo estipula la normativa“. El portavoz de EB añadió que antes de intervenir en la zona debe transcurrir un tiempo de seguridad. Izagirre puntualizó que el diseño del espacio verde de uso vecinal dependerá de las decisiones que adopten los ayuntamientos de Errenteria y Donostia, a los que pertenecen los terrenos.

En la misma enmienda aprobada se insta a la Mancomunidad de San Marcos a que el cierre del vertedero se materialice “en el menor plazo posible“.

Este punto volvió a resucitar la polémica sobre qué institución es la responsable de que la clausura no se haya producido el pasado 31 de marzo, último plazo de los muchos fijados para el cierre.

Los portavoces del PSE y PP exigieron a los responsables de la Mancomunidad de San Marcos a que procedan al cierre inmediato de las instalaciones.

Izagirre señaló que la fecha del 31 de marzo fue anunciada por el diputado para el Desarrollo Sostenible, cuando el propio portavoz de EB le había advertido de la existencia de dificultades técnicas.

Izagirre señaló que el plan de derivación de los residuos a los vertederos de Lapaxt, Urteta y Sasieta se aprobó en la pasada legislatura. Indicó que el número de camiones previstos en aquel documento y los limitados horarios de los vertederos han hecho inviable el cierre.

La Mancomunidad y la Diputación prevén que los problemas técnicos se solucionen en breve. El 85% de la basura se deriva ya a los otros tres vertederos. El 15% restante seguirá el mismo camino en las próximas semanas.